-

Datos personales

sábado, 1 de octubre de 2011

Art journal-Pekín 1

En Julio del año pasado fui de vacaciones a Pekín junto a familiares. Hicimos tropecientasmil fotografías y pensé hacer mi primer diario de viaje usándolas. De esas tropecientas mil escogí 490 aproximadamente. La Gran Muralla China no merece menos... Y bueno, lo primero que hay que hacer es buscar un libro antiguo, ¿Por qué antiguo? Porque en la actualidad los libros apenas se encuadernan cosiéndolos, porque nos aprovecharemos de la mella del paso del tiempo en sus hojas y porque si no tenemos ninguno por ahí, seguramente conozcamos a alguien que quiera deshacere de uno...
Como sabemos, los libros cosidos consisten en varios grupos de hojas cosidas entre sí, pues bien, cogemos uno de esos grupos, buscamos la costura (el centro) y arrancamos unas 2-3 hojas completas, que corresponderían con 4-6 páginas del libro. Esto lo repetimos con cada grupo. Esto se hace porque si pensamos poner adornos como: lazos, cintas, tags, charms, flores... y no quitamos volumen al libro, quedará demasiado abultado.
El segundo paso sería pegar con cola cada tres páginas entre sí para darle consistencia a cada página de nuestro art journal.
Dependiendo del libro que hayamos escogido, y de la técnica que vayamos a utilizar, debemos dar imprimación a las páginas. Con esto, buscamos cerrar el poro del papel, crear una base y a partir de ahí trabajar con tintas, pintura acrílica, lápices/ceras acualerables... Con la imprimación evitaremos que el agua que contienen estos productos cale en nuestra hoja y la deteriore. Además se pueden conseguir ejectos muy interesantes en nuestros trabajos usando la imprimación como pasta de modelar (ya pondré algún ejemplo).
Al libro que voy a usar como base para este trabajo yo no he podido pegarle cada tres hojas con cola ya que son muchas fotografías y para poder llevar a cabo ese paso tendría que haber usado "El Quijote" en versión extendida, con imágenes y que fuesen cinco tomos como poco... jajajaja.


Esta es la imagen de las páginas con una capa de imprimación (Gesso es el nombre por el que es conocido).



Se pueden aprovechar imágenes del propio libro si se quiere, aunque claro, este va a llevar fotos pegadas, por lo que no sé si podré aprovecharla o no...




Un ejemplo de cómo trabajar, sería con tintas como fondo, pulverizar y secar con la pistola de aire caliente o bien dejarlas un tiempo, y listo. Yo suelo usar las Adirondack. Como se puede ver, las fotos quedan mejor con una base a modo de marco, da más profundidad, en dos de ellas no lo he llevado a cabo porque les pondré algún adorno: lazo, flor, cenefa... y ahora no puedo hacerlo para que no me moleste cuando esté trabajando en las páginas de más adelante (para que no me hagan mucho tranco).



En esta página, he usado gesso, pintura acrílica, bases para las fotos de cartulina y papel de srap, tinta y una máscara, no he entintado los bordes y alguno no está completamente pintado para no perder la pista de que se trata de un libro alterado. Me encanta cómo se puede apreciar el texto del libro de fondo:



Por último, una página, con tinta, pintura acrílica usando plantillas, repaso del contorno de las cenefas con rotulador y cómo no voy a imprimar una de las páginas para aprovechar la imagen que traía el libro como fondo:


3 comentarios: